26 de abril de 2014

LA CIUDAD DE LOS GATOS, por Àngela Bernabeu


Fue entre 1926 y 1930 durante los trabajos de construcción de un edificio, cuando descubrieron el Área Sacra de Roma. La zona estaba ocupada por cuatro templos construidos en el siglo III a.C., y por el teatro y la Curia de Pompeyo. Actualmente, el Área está poblada por cientos de gatos que habitan entre los restos de los edificios.

Entre estas ruinas comenzó la historia de amor entre dos gatos llamados Ariel (interpretado por Olga Toribio) y Romeo (interpretado por Pablo Muriedas). Él vivía en el Área Sacris desde pequeño y era un gato rebelde que le gustaba vivir cada momento intensamente como si fuese el último. Ella, una gata de buena familia cuya visión de futuro era muy distinta a la de él.




Desde que se realizaron las primeras excavaciones en el Área Sacra, cientos de gatos decidieron convertirla en su hogar. En la actualidad es muy común verlos andando a sus anchas entre las ruinas, sintiéndose protegidos. Junto a las verjas que resguardan la zona se pueden ver carteles indicando que los gatos son bienvenidos y que no hay que maltratarlos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada